Indemnizaciones por incencio forestal

Vamos a aclarar el tema de indemnizaciones en caso de daños ocasionados por un incencio forestal. Lo primero que hay que saber es que no están dentro de los denominados como Riesgos Extraodinarios que cubre el Consorcio de Seguros a todo aquel que tenga contratada una póliza de seguro en cualquier Compañía.

Independientemente de que se trate de un incendio intencionado o natural (rayo) debemos leer con detenimiento la póliza de seguro, leer exclusiones y si el seguro está bien contratado los daños serán asumidos por la Compañía.

Si no se tiene contratado un seguro no se tendrá derecho a indemnización alguna, salvo que el Gobierno por Real Decreto acuerde algún tipo de ayuda. Cuando es así siempre existen quejas por la cantidad indemnizada, pero para ser serios hay que admitir que no se tiene seguro por lo que no se paga al consorcio de seguros. En estos casos siempre queda, si hay un causante intencionado detenido repercutir daños judicialmente al culpable.

Como apunte existe la posibilidad que aunque como dijimos los incendios no quedan cubiertos por el Consorcio, puean pasar a estarlo, para ello el evento debe ser calificado por el Gobierno español como «catástrofe o calamidad nacional», siendo este supuesto algo que nunca se ha producido en la historia del Consorcio, a pesar de las grandes pérdidas ocasionadas por algunos eventos catastróficos.

Huracan Leslie en España: Solicitud de indemnización

La solicitud de indemnización al Consorcio por daños materiales puede realizarse por teléfono o vía on-line desde la web de Consorcio de Seguros.

En el caso de daños personales la solicitud puede realizarse por teléfono o por escrito a través de correo electrónico o correo postal, según se indica en enlaces a continuación.

Para poder solicitar cualquier indemnización se debe contar con un seguro en vigor de cualquier Compañía de Seguros:

Solicitud de indemnización

El infraseguro en daños por catástrofes naturales en Seguros de Hogar

Los infraseguros de riesgos de daños son un desafío a nivel mundial. Así lo señala el último estudio Sigma de Swiss Re, ‘Infraseguros de riesgos de daños: cerrando la brecha’. En Seguros de Hogar contar con infraseguros es una constante. Esta irreguralidad puede salir muy cara, aunque parezca que se ahorra.

Este nivel de infraseguro se encuentra, en gran parte, en los riesgos por catástrofe natural y su espectacular aumento en los últimos 40 años. 

En la última década, la suma global acumulada de pérdidas económicas por este motivo alcanzó los 1,8 billones de dólares y alrededor del 70% (1,3 billones) no estaban aseguradas.  

Los medios electrónicos son el canal principal para presentar quejas y reclamaciones

Los datos de ICEA muestran que el 96,6% de todos los expedientes de quejas y reclamaciones se presenta ante las entidades en forma escrita. Del total de expedientes, las reclamaciones suponen el 81% frente a un 19% que son quejas. Un 53,4% de estas últimas se resuelven en un plazo de una semana, transcurrido el primer mes se resuelven el 82% de las reclamaciones. Los medios electrónicos ganan protagonismo como canal principal de presentación, llegando al 57% del total. Este efecto se observa como tendencia en el mercado si bien en algunas entidades el efecto es más fuerte que en otras, precisa ICEA.

Las pólizas de Hogar para terremotos en Japón subirán un 30%

A partir de 2016 las pólizas de Hogar para terremotos subirán en Japón entre un 20% y un 30%. El incremento se debe a los últimos estudios de impacto que prevén daños multimillonarios -hasta unas indemnizaciones por valor de 1,8 billones de euros- si se producen seísmos en determinadas zonas del país, concretamente en la conocida como Fosa de Nankai. La Organización General de Evaluación de Seguros remitirá este mismo mes el nuevo régimen de primas a la Agencia de Servicios Financieros (FSA). 
Esta subida de primas es también consecuencia de los daños del terremoto y posterior tsunami de marzo de 2011, que ya significó un aumento del 15,5% en estas pólizas en 2014. Este terremoto obligó a las compañías de seguros a indemnizar por valor de más de 9.000 millones de euros.

En estos momentos en Japón hay 16,3 millones de pólizas de hogar para terremotos; un seguro que ha crecido un 75% en la última década.